Sistemas de depuración

Disponemos de diferentes sistemas de depuración, para reducir las emisiones de partículas

Multiciclones

Depuradores de gases multiciclónicos con ciclones de chapa y recuperación de calor. Tiene por misión limpiar los humos y precalentar el aire usado en la combustión del hogar, con objeto de evitar emisiones de partículas y aumentar el rendimiento de la caldera.

El funcionamiento se basa en la introducción de los gases en el multiciclón. Dentro del equipo se produce un proceso de rotación y centrifugación, junto con un cambio de sentido del aire, que sube por un conducto ya depurado. Este proceso permite que las partículas en el aire se almacenen en el cajón de recogida situado en la parte inferior y se reduzcan las emisiones.

Estos equipos también sirven para recuperar el calor de los humos, para el precalentamiento del aire que se introducirá en la cámara de combustión, lo que permite un aumento de la eficiencia de la caldera.

Microciclones

Depuradores de gases multiciclónicos con micro-ciclones de fundición con alta eficacia en la separación de partículas. Su función consiste en limpiar los humos y reducir así la emisión de partículas.

Este equipo tiene un sistema de funcionamiento similar al de los multiciclones. Sin embargo, el microciclón permite la entrada de gases más distribuida entre más unidades ciclónicas y por lo tanto una depuración más efectiva. 

Ciclones

Depuradores de gases ciclónicos que permiten la separación de partículas y la limpieza por tanto de los gases, reduciendo los niveles de emisión.

El ciclón, mediante la rotación y la gravedad, separa las pequeñas partículas suspendidas en el aire. Dichas partículas se depositan en el fondo y el aire es recirculado a la parte superior del equipo, tras un cambio de 180º en el flujo.  Así, el aire expulsado ha sido depurado y se reduce la emisión de partículas al exterior.

Filtros electrostáticos y de mangas

Filtros electroestáticos

Los filtros electrostáticos son dispositivos que utilizan la ionización para atrapar las partículas suspendidas en el aire y depurarlo tras el proceso de combustión. Esto permite reducir la contaminación atmosférica.

El funcionamiento del electrofiltro consiste en la introducción del aire en el equipo, donde las partículas se cargan eléctricamente al entrar en contacto con los electrones del campo eléctrico ionizante. Las partículas cargadas son atraídas por electrodos receptores, almacenadas y posteriormente eliminadas tras la limpieza.

Se trata de equipos altamente eficientes utilizados en instalaciones con todo tipo de combustibles.

 

Filtros de mangas

Estos equipos permiten la eliminación de partículas sólidas de una corriente gaseosa tras la combustión de biomasa con poca humedad. La separación de las partículas se realiza haciendo pasar el aire a través de un tejido, donde quedan retenidas las partículas, dejando el aire libre de residuos sólidos.

Suscríbete a nuestra Newsletter